sábado, 29 de enero de 2011

La mecánica del corazón - Mathias Malzieu

Título original: La mécanique du coeur / traducción del francés por Vicenç Tuset
Edición: 1ª ed.
Publicación: Barcelona: Mondadori, 2009
Descripción física: 173 p., 22 cm.
ISBN: 978-84-397-2195-6
Serie: Reservoir Books
CDU: 821.133.1-31"19"
Signatura: N MAL mec
Precio: 13,90 euros en la Casa del Libro



UNA HISTORIA AGRIDULCE

A todos los que hemos tenido ocasión de toparnos con este libro, seguramente lo que más nos ha llamado la atención habrá sido su portada, cuyo tema central son las figuras de los dos protagonistas (ella entre alegre y ausente y vestida de rojo, y él triste y con traje negro), los dos en una ciudad completamente gris y con varios engranajes de reloj que pueden verse detrás de ellos. Incluso la tipografía tan original que se ha utilizado para el título hace un guiño a la propia mecánica del corazón: una M con una llave de dar cuerda, como en los relojes antiguos, y una C con forma de engranaje.Me imagino que el autor debe de estar ya hasta el moño de que se lo digan, pero a mí, como al resto de personas, estos dibujos y los personajes me recuerdan muchísimo a los de las películas de Tim Burton, como Víctor y Victoria de La novia cadáver, por ejemplo; pero es que creo que si has visto casi cualquier película de Burton, es inevitable que te acuerdes de ella cuando tienes ante ti la portada de este libro. Pero es que además incluso el protagonista de esta historia se llama Jack, como el protagonista de Pesadilla antes de Navidad...

El autor de esta novela, Mathias Malzieu, era para mí un auténtico desconocido hasta que empecé a oír hablar de este libro. Además de dedicarse a la literatura, tiene también un grupo de música llamado Dionisos, cuyo último disco lleva el mismo título que la novela que nos ocupa; novela que, por cierto, va a ser llevada al cine y producida por Luc Besson (director, entre otras, de El quinto elemento o León: el profesional).

Argumento


La sinopsis que aparece en la contraportada del libro lo resume de esta manera:

Imagina la noche más fría de la historia. La nieve cae sobre la ciudad de Edimburgo. En lo alto de una colina nace el pequeño Jack, pero su corazón está

dañado
. Y por eso necesitará reemplazarlo por un reloj de madera, un corazón artificial del que dependerá su vida. Acompañemos a Jack en su aventura quijotesca desde las frías callejuelas escocesas hasta una radiante ciudad andaluza, en busca del amor. Pero ¡cuidado!, Jack debe seguir unas reglas para sobrevivir: 

Uno: no toques las agujas.
Dos: domina tu cólera.
Tres: no te enamores nunca.

Deseemos suerte a Jack, y recuerda que, como en este cuento para niños grandes, todos hemos sufrido alguna vez por nuestro voluble corazón.


La historia comienza cuando la madre de Jack, a punto de dar a luz, llega a una casa apartada en Edimburgo; allí vive Madeleine, a la que los habitantes de la ciudad tachan de bruja porque ayuda a venir al mundo a los hijos de prostitutas y madres solteras; otra de sus peculiaridades es que soluciona los problemas físicos de las personas, como en el caso de Jack, que está a punto de morir nada más nacer y al que Madeleine sustituye el corazón por un reloj de cuco. Como veis es un argumento de lo más original, aunque la novela está tan bien escrita y de una forma tan creíble que ni siquiera te llegas a plantear el hecho de que en el mundo real ninguna persona en el mundo vive con un reloj de cuco en lugar de un corazón.

Parejas que no pueden tener hijos van periódicamente a visitar a Madeleine para adoptar a alguno de los que ella aloja en su casa; pero el tiempo va transcurriendo y nadie quiere adoptar a Jack: todos se extrañan y se asustan cuando ven sus cicatrices y descubren que en su pecho hay un reloj de cuco en lugar de un corazón... Madeleine se encariña con Jack y acaba quedándose con él definitivamente; y el día que cumple diez años, lo acompaña a hacer una visita a la ciudad; allí ocurrirá algo inesperado: Jack se enamora perdidamente de una pequeña cantante, Miss Acacia, que por coquetería no quiere llevar gafas y va siempre tropezando con todo. Parece que se acaba de romper una de las reglas cruciales para la supervivencia de Jack, pues las agujas de su reloj-corazón se han vuelto medio locas...A pesar de las reticencias de su madre adoptiva, nuestro protagonista decidirá ir a la escuela con tal de poder estar cerca de Miss Acacia. Pero las cosas no saldrán como él esperaba, y no sólo no encontrará a su amada allí, sino que tendrá la "suerte" de conocer en la escuela al amor de ésta, que está desesperado porque ella ha vuelto a su Andalucía natal. Pero Jack está tan enamorado que no pierde la esperanza y decide embarcarse en un viaje, incierto y no siempre agradable, que lo llevará desde Edimburgo hasta Granada, en busca de Miss Acacia.

Personajes


Por supuesto, el principal protagonista de esta historia es Jack, el niño que nace en Edimburgo durante la noche más fría de la historia, y a cuya madre biológica no vuelve a ver jamás, después de que ella lo abandone en esa extraña "casa de la bruja". Enseguida le cogeremos cariño a este personaje, un niño sensible y permanentemente acompañado por el tic-tac de su reloj-corazón.

La supuesta bruja es Madeleine, el personaje que a partir de ahora hará las veces de madre de Jack. Madeleine no ha tenido hijos, y cuando el tiempo va pasando y se da cuenta de que nadie va a adoptar a Jack a causa de su "diferencia", se va encariñando cada día más de él.Por otro lado tenemos a Arthur, un antiguo policía al que abandonó su mujer, y que también vive en casa de Madeleine desde que ella lo acogió y reparó su columna vertebral destrozada. Además, como si fueran parte de esta familia, por la casa aparecen casi continuamente dos amigas prostitutas de Madeleine, Anna y Luna.

Otro de los protagonistas principales es el personaje de Miss Acacia, la pequeña y presumida cantante de flamenco de la que Jack se queda prendado sin remedio, por la que cruza media Europa para ir en su búsqueda, por la que está dispuesto a romper las reglas que le ha marcado Madeleine para sobrevivir, y por la que goza y sufre a causa del amor que siente por ella, y todo esto después de haberla visto una sola vez... A pesar de lo bonito que suena todo esto, hay algunos detalles de Miss Acacia que no me gustaron demasiado, y de hecho hasta llegó a caerme fatal en algún momento...A lo largo de la novela nos iremos encontrando con otros personajes secundarios, como Joe (el otro enamorado de Miss Acacia, que coincide con Jack en este amor por ella y causa de esto se ríe de él, lo acosa y lo deja en ridículo delante de los demás compañeros del colegio); nos encontraremos al mismísimo Jack el Destripador en persona; nos dejaremos llevar por el entusiasmo de Mèliés, el personaje de un mago mujeriego y obsesionado con regalar a su amada un viaje a la luna (esto es un guiño al cineasta Georges Méliès), que se hará amigo de Jack y lo acompañará en su viaje; y conoceremos al relojero Houdin, otro guiño, esta vez a un relojero que existió realmente y que inventó el cuentakilómetros, y del cual tomó su nombre artístico Houdini.

Veremos que cada uno de estos personajes simboliza una cosa: el amor de madre, el tesón, la alegría de vivir, el optimismo, la melancolía... A lo largo de la lectura de la novela iremos reconociendo estas características en cada uno de ellos.

 

La historia. Mis impresiones


Como os decía, la historia de Jack me ha parecido de lo más original y además la lectura de la novela se me ha hecho muy amena. He llegado a empatizar con todos los personajes (con unos más que con otros, por supuesto), a reír o a llorar con ellos, e incluso a sufrir con / por ellos en algún momento. La lectura es bastante rápida, básicamente porque nos pasaremos todo el tiempo deseosos de saber qué le ocurrirá a Jack a continuación, qué será de su viaje, si encontrará o no a Miss Acacia, si será capaz de controlar sus prontos para que su reloj-corazón no deje de funcionar...Después de la lectura de esta novela, creo que la impresión que me queda de ella es que se trata de toda una moraleja; y el mensaje que nos quiere transmitir es que en realidad, con nuestras virtudes y nuestros defectos, todos somos diferentes y no por ello debemos sentirnos ni más que nadie, ni por supuesto tampoco menos. Supongo (y puede que me equivoque, pero es la sensación que me ha quedado al leerlo) que en el fondo se trata de transmitirnos que los defectos físicos o de cualquier otra índole no deberían frenarnos a la hora de intentar conseguir nuestros sueños, por difíciles que éstos nos parezcan. Y otra cosa importante que también me ha transmitido es el hecho de que no debemos dejarnos vencer ni por las adversidades ni por las injusticias, sean del tipo que sean.

Eso sí, para hablar de cosas algo más mundanas, no podían faltar las dichosas erratas. La verdad es que en este libro no me he encontrado demasiadas (quien se lleva la palma hasta ahora es El laberinto de la serpiente), pero sí alguna que otra que me ha chirriado un poco... Por ejemplo el verbo "reemplazar", que en todas las ocasiones en las que aparece está puesto con una sola E; un pasaje que habla de un "epitafio gravado", que por un momento me hizo pensar en temas de hacienda; un "tú" (pronombre personal) sin tilde; o un "igual como", que yo de toda la vida pensaba que la forma correcta de decirlo era "igual que"... Soy un poco puntillosa con esto, lo reconozco; pero no lo puedo evitar y se me van los ojos a las erratas, como si de repente cobraran vida y saltaran por las páginas para que no se me escapara ni una...

 

Conclusión


Creo que la frase que mejor me encaja con esta novela es que se trata de una historia de amor muy tierna; sin embargo no es una de estas historias que más que tiernas son ñoñas, y cuando las lees parece que te vaya a dar un ataque de caries en cualquier momento... Todo lo contrario: es efectivamente una historia de amor y es efectivamente tierna, pero también tiene sus momentos agridulces o directamente tristes. También, y vuelvo a insistir de nuevo en esto, me llamó la atención el hecho de que aunque tienes claro que la historia es totalmente fantástica (eso de que alguien tenga un reloj por corazón, como mencionaba antes), está escrita de una manera que la hace totalmente creíble pero sin que pierdas la perspectiva en ningún momento.Puede que al ser dos niños los protagonistas haya quien piense que se trate de una novela dirigida también a niños; no creo que sea este el caso, aunque nunca se sabe... Pero yo diría sin dudarlo que está dirigida principalmente a adultos, sobre todo por ciertos detalles (como cuando Jack le pone nombre a su mascota) que un niño no comprendería.

En mi opinión, La mecánica del corazón es un libro totalmente recomendable: una historia original y bonita; unos personajes con los que en uno u otro momento acabarás identificándote; una prosa ligera y bien escrita; un final inesperado... Si no lo has leído aún, ya estás tardando.

8 comentarios:

  1. Este libro lo compré por ¡la portada! jeje No había oído hablar de él, me arriesgué y me encantó. Después he leído también "La alargada sombra del amor".

    Yo también suelo pillar las erratas y/o faltas en los libros y las señalo. Pero he de decir que en este libro no vi ninguna. Por cierto, "remplazar" (con una sola E) está recogido en el DRAE y equivale a "reemplazar". De todos modos debería volver a leerlo para comprobar las otras erratas que dices (a no ser que tengas señaladas las páginas en las que vienen, así podría comprobarlo en mi edición; por curiosidad).

    Saludos!

    ResponderEliminar
  2. @Rosalía: En mi caso fue al contrario, sí había oído hablar del libro y todo eran buenas críticas; por eso me animé a leerlo. Lo de "remplazar" me acaba de dejar muerta, porque además me suena fatal. Estos de la RAE...

    ResponderEliminar
  3. A mi me pareció flojo. Empieza muy bien pero la fantasía se va diluyendo poco a poco para terminar de forma vulgar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, a mí el final me dejó muy chafada...

      Eliminar
  4. Escribo mi comentario abntes de leer los vuestros para no sentirme influenciada. Acabo de leer el libro, que me ha dejado mi hija de 16 años. Es muy poético, con cierta sincoherencias. Si está ambientado en el siglo XIX no se puede hablar de "slalom" que creo que es algo más moderno. Es un cuento, creo que con cierta moraleja, ligeramente gótico, algo raro y me ha recordado en todo momento a las películas de Tim Burton, como Eduardo Manos Tijeras, La novia cadáver y Pesadilla antes de Navidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, a mí también me recordó mucho a Tim Burton. Y más gente me ha dicho lo mismo.

      Eliminar
  5. a mi este libro me lo compre por la portada y el título

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que sí, esa portada llama mucho la atención.

      Eliminar

Este blog se alimenta de tus comentarios. :-)